Diaconía España agradece la ola de solidaridad con Ucrania y hace un llamamiento al uso de canales oficiales

En tan sólo cuatro días, hemos recibido múltiples donaciones y se han registrado más de 100 familias dispuestas a acoger a personas refugiadas

Una mujer carga a su hijo a su llegada al cruce fronterizo de Medyka tras huir de Ucrania, en Polonia (Visar Kryeziu / Associated Press)

Desde que comenzó la guerra entre Ucrania y Rusia, más de 2,5 millones de personas han cruzado la frontera hacía países vecinos como Polonia, Rumania o Moldavia. Tras esta crisis de personas refugiadas que huyen del conflicto, son muchas las iniciativas solidarias a nivel individual que tratan de ayudar a mitigar los desastres de la guerra.

Desde que nuestra organización publicara, la “Guía informativa sobre la atención y acogida de personas procedentes de Ucrania”, han sido numerosas las respuestas por parte de la población española, especialmente de las iglesias y familias evangélicas, quienes, de forma voluntaria, ofrecen sus espacios y recursos disponibles para la acogida de personas o familias de origen ucraniano.

Diaconía España agradece la gran ola de solidaridad de la población, al tiempo que advierte del peligro que supone la ayuda ciudadana particular sin una organización oficial y especializada. Por este motivo, queremos concienciar del riesgo que supone emprender iniciativas solidarias al margen de los canales oficiales de ayuda, e insta a los grupos y personas individuales que quieran colaborar en la gestión de la crisis, que lo hagan de manera coordinada con el apoyo de las instituciones o de las ONG especializadas para evitar futuras situaciones que agraven la vulnerabilidad de las personas desplazadas.

Ponte en acción de forma solidaria, infórmate sobre las vías de colaboración.

Solidaridad sí, pero organizada

Algo que preocupa al Tercer Sector en general y a Diaconía España en particular, son las iniciativas individuales que, ante la situación de emergencia están disponiendo de sus medios de transporte y viviendas para ir a buscar, trasladar y acoger a las mujeres y niños/as que llegan a los países limítrofes de Ucrania.

No debemos olvidar que es en el contexto de las crisis migratorias donde los grupos o individuos criminales se aprovechan de los grandes flujos de personas para explotar a los más vulnerables en países de tránsito y destino.
Por ello, desde la organización queremos advertir sobre el riesgo que supone las acciones de solidaridad no registradas o coordinadas con las autoridades, puesto que es el contexto idóneo para que las redes criminales y las redes de trata de personas se camuflen y capten a mujeres y menores para su explotación sexual o laboral, a través de falsas ofertas de ayuda en el traslado y la acogida. Con especial énfasis en las mujeres, niños/as.

Menores que viajan sin acompañamiento

Otro asunto importante es la situación de los menores no acompañados. Diaconía España ha recibido numerosas solicitudes para su acogida, pero este procedimiento está regulado legalmente y es competencia de las Comunidades Autónomas, por lo que se deben seguir los canales autorizados para ello.

Por su parte, desde Diaconía España ya disponemos de los programas ‘Vecindad inclusiva’ y ‘Acción mentora’ que son claves para ayudar a las familias de acogida que participen en esta iniciativa dirigida hacia las personas refugiadas ucranianas.

Medidas que se han tomado hasta ahora

El Consejo de Europa ha aprobado una directiva el 3 de marzo que permite a los desplazados ucranianos desplazarse con total libertad por Europa, lo que les permite tener una mayor movilidad. Nuestra preocupación principal se centra en garantizar su estatus legal futuro, ya que una vez hayan pasado unos meses desde su llegada es importante que se encuentren cobijados dentro del sistema de protección internacional temporal coordinado por la Unión Europea y sus Estados miembros. De esta forma se podrán garantizar las ayudas económicas, psicosociales e institucionales a las que tendrán derecho.

Si las familias ya han recibido a personas desplazadas de Ucrania, la recomendación es que los pongan de inmediato en contacto con el servicio de documentación creado por el Ministerio CREADE. En estos lugares las personas refugiadas (solicitantes de protección internacional) serán documentadas y recibirán una primera acogida. Después podrán volver con sus familiares de apoyo, y si no los tienen pasarán al Sistema de Acogida de la red del Ministerio de Inclusión, Seguridad y Migraciones, del que Diaconía España hace parte como una de las entidades autorizadas para su acogida en España.

Asimismo, el Ministerio está articulando de forma urgente un plan de acogida familiar con la colaboración de las entidades sociales con experiencia en este ámbito. Un sistema que podrá ser más lento, hasta llegar a su formalización, pero a la vez será más seguro y garantizará la ayuda profesional necesaria para cubrir sus necesidades económicas, lingüísticas de integración y escolarización.

Solicitud de cita previa CREADE
Tlf. 910 474 444 

Colaborar para seguir ayudando

Desde Diaconía España queremos contribuir a paliar las necesidades básicas y proporcionar recursos necesarios como material médico y bienes de primera necesidad para las personas procedentes de Ucrania y apoyar a mitigar las consecuencias de esta guerra.

Para ello, se han habilitado diferentes opciones para todas las personas que quieran colaborar con esta acción social. Lo recaudado irá destinado de manera íntegra a la ayuda de la población ucraniana.

Actúa y haz parte de este movimiento.
¡Con tu acción podremos salvar más vida!

Los donativos pueden enviarse a la cuenta de Diaconía: entidad Bancaria La Caixa

Online a través del transferencia:
PAYPAL O TARJETA DE CRÉDITO

Post recientes